Translate

Cita del día

miércoles, 13 de enero de 2016

Acceder a un recuerdo

Hay que tener cuidado con querer acceder a un recuerdo por medio de un lugar,porque los recuerdos se llevan encima.
Un lugar, puede generar un recuerdo, pero si atiendes a lo que encierran, o a lo que llevan prendido, cambian continuamente.
Un lugar ya nunca es el mismo que un instante antes, porque están en continuo movimiento.
Un lugar puede mantener el espacio físico, pero las gentes, los sonidos, los olores, el momento del día ... van cambiando.Y sobretodo, nosotros dentro de ese lugar, tampoco somos los mismos. Nuestra cabeza ha hecho como una fotografía, pero que por mucho que lo intentemos, ya nunca mas se repetirá exactamente.
Vuelves, y los edificios son los mismos, pero las circunstancias personales son muy diferentes, y sobre todo si ha pasado mucho tiempo.
Vuelves a una playa, un lugar de veraneo donde pasaste mucho tiempo de joven, y apenas te reconoces allí.
Vuelves buscando algo muy concreto escondido en tu cabeza, pero no lo encuentras.
Miras a tu alrededor, y te parece que lo que te hizo disfrutar allí, lo que hizo que ese lugar fuera especial, ya ha desaparecido, y comprendes que lo que viviste ya no lo podrás volver a vivir de la misma manera.
Entonces decides que ya no volverás, porque el lugar aunque en la forma sí es igual, en el fondo ha cambiado.
Comprendes que el recuerdo está en tu mente, y quizás en unas antiguas fotografías.
Ahora el secreto, acabas de descubrir, que se encuentra en ir constantemente generando recuerdos y no en querer volver a los antiguos. Y te das cuenta de que es inútil recorrer viejos paisajes, porque con ellos ya no tienes nada en común.